Iluminación - Bobgrow
Categorías


La iluminación en un cultivo de marihuana es uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta cuando decidimos empezar con un cultivo de interior. Actualmente, existen una variedad de productos en el mercado que dificulta la elección para nuevos cultivadores, por eso desde BobGrow, intentaremos explicar todos los componentes de iluminación que necesitaremos para poder tener nuestro cultivo de marihuana lo más optimizado posible.


Leer Más

Iluminación 

  • Lámparas

    Lámparas

  • Reflectores

    Reflectores

  • Kits de iluminación

    Kits de iluminación

  • Componentes

    Componentes

La luz en nuestro cultivo es esencial para el desarrollo y crecimiento de nuestras plantas. Hay que tener en cuenta que no todos los equipos son válidos, dependiendo del espacio del que dispongamos para nuestro cultivo podremos escoger entre diferentes potencias que nos ayuden a recolectar la mejor cosecha posible.

¿Por qué es tan importante la iluminación en el cultivo?


Existe un error muy común y es creer que con un equipo de más potencia podremos obtener más cantidad en la cosecha. Aunque es algo que desde BobGrow no podemos negar, hay que tener en cuenta muchos aspectos que influirán en la calidad y cantidad cuando recolectemos la cosecha, no es solo cuestión de vatios. Cuando tenemos un cultivo totalmente optimizado, podríamos decir que estaríamos moviéndonos cerca de la perfección en el cultivo de marihuana que sería obtener 1 gramo por vatio de potencia.

Tipos de equipos de iluminación por espacio

  • Equipo de iluminación de 250w o inferior

Este equipo de iluminación está pensado para mini cultivos o para el mantenimiento de madres, enraizamiento o desarrollo de esquejes. La potencia de este kit hace que sea ideal para pequeños armarios con unas medidas entre 0,5m2 o 0,6m2, también hay que tener en cuenta que el calor que emite este equipo es mucho menor que otros de más potencia.

  • Equipo de iluminación de 400w o de 600w

La potencia de estos kits de iluminación hacen que sean los más usados entre los cultivadores que tienen un espacio nada despreciable con armarios entre 1m2 y 1,5m2. En este caso es recomendable contar con un buen sistema de extracción por el calor que emiten las lámparas.

  • Equipo de iluminación de 1000w:

Probablemente son los kits más potentes y son usados por cultivadores con experiencia y que buscan dar un salto cualitativo y cuantitativo en sus cosechas. Sin duda, hay que tener un sistema de extracción de aire potente y un espacio amplio por la cantidad de lúmenes que desprenden.

Lámparas para el cultivo de marihuana

Existen muchos tipos de lámparas en el mercado, lo que hace muy complicado para cultivadores que se inician decantarse por una. Si lo que buscamos es un ahorro tanto en el consumo como en el coste de la lámpara, la opción más rentable son las lámparas de bajo consumo o lámparas Led.

En el caso de las lámparas de bajo consumo, son perfectas para espacios reducidos donde no queremos que nos suba mucho la temperatura. Sin embargo, la opción de las lámparas Led puede ser aún más interesante, gracias a su bajo consumo y al salto cualitativo en la calidad de luz que tendremos en nuestro cultivo. Las lámparas Led es una fantástica opción para cultivos de interior en verano debido a que no emiten calor o para cultivos de tamaños reducidos.


Por último, las lámparas más usadas por los cultivadores por sus grandes resultados son las lámparas de HPS. Estas lámparas nos generan abundantes cosechas gracias a los colores y a la potencia de la luz que emite. Como hándicap, son bombillas que emiten mucho calor y debemos pensar en un buen sistema de extracción que renueve el aire de nuestro cultivo y así evitarnos tener problemas de temperatura. En verano no es aconsejable hacer uso de este tipo de lámparas pero cuando llegan las bajas temperaturas es la mejor opción. Independientemente del tipo de lámpara que elijamos, debemos seleccionar primero el balastro y la potencia para no caer en el error de una potencia alta de balastro para una potencia baja de lámpara.

Los ciclos de luz son fundamentales para un correcto crecimiento y floración

Durante la fase de crecimiento debemos mantener 18 horas el equipo de iluminación conectado y 6 horas apagado. Cuando pasamos a floración cambiamos la iluminación a 12 horas encendida y 12 horas apagada. Para facilitarnos el trabajo, contamos con temporizadores que podemos programar previamente y que nos ayudaran en la tarea de asegurarnos que nuestras plantas de marihuana reciben la luz que necesitan.

La calidad del reflector determinará la producción del cultivo

El reflector es el encargado de repartir la luz por todo el cultivo de manera uniforme. Hay diferentes opciones por las que podemos decantarnos según el clima y nuestro presupuesto nos permita. Existen reflectores refrigerados que ayudan a conseguir una temperatura óptima dentro del cultivo eliminando el calor que emiten las lámparas con mejores resultados, como los famosos cooltube o Spudnik.

En nuestra categoría de iluminación podrás encontrar todas las opciones disponibles en nuestro catálogo y que mejor se adapten a ti y a tu cultivo.